Trueque de Sueños

Like
1

La madrugada llama a sus soldados, les susurra desde la oscuridad, como voces ya perdidas que necesitan compañía en su espera de iluminarse. La madrugada les despierta de súbito, desafiando a Morfeo en reclamo del señorío nocturno, donde se empeñan las almas para contiendas troyanas. Donde entes sonámbulos se suspenden en lo etéreo del sueño.

 

Sonámbulos, somnolientos, aturdidos gladiadores que luchan con sus almas, porque en un descuido tacinurno olvidaron sus armas. Que cargan sus escudos en loncheras llenas de cafeína y tostadas.

 

Armazones de metal contínuos que distribuyen contenedores, que gruñen con estruendo el llamado de atención, extrayéndolos de su letargo. Contenedores de aluminio, hierro y estaño, que exprimen los deseos de un tardío retiro con honores para pulir el brillo de su aleación.

 

Vida de guerreros se reflejan en rostros lapidados, de aquellos eternos, que cargan consigo trasnochadas jornadas de imperecederas batallas. Manos suaves, gruesas; fuertes, débiles. Huesos empañetados de artritis, vistas empañadas con cegueras sociales.

 

Hombros agotados, decaídos, azotados; que llevan a cuestas la vida de los suyos de aquí, el alimento de los suyos de allá. Que sostienen, encorvados, las promesas de un sueño, un sueño americano que se quedó indistinto, empacado como parte del trueque entre la madrugada y Morfeo, por haber cedido sus gladiadores.

Like
1

About the Author

Rafael Henríquez
Director y Productor de Con Miel y Con Hiel Mass Media, Periodista, Cronista Deportivo, Locutor, Escritor.