Ágora. La Historia de una Filósofa

Like
1

Un drama histórico dirigido por Alejandro Amenábar, estrenada el 9 de octubre del 2009. Es la quinta película del director chileno. Ganadora de 7 premios Goya, fue la segunda película más premiada de la XXIV edición de los Premios Goya de la academia de cine español, superada solo por “Celda 211” que se llevó 8 estatuillas, incluyendo Mejor Película.

 

Estatuilla Premios Goya

XXIV edición de los Premios Goya
Mejor guion original: Mateo Gil y Alejandro Amenábar
Mejor fotografía: Xavi Giménez
Mejor dirección artística: Guy Hendrix Dyas
Mejor dirección de producción: José Luis Escolar
Mejor diseño de vestuario: Gabriella Pescucci
Mejor maquillaje y peluquería: Jan Sewell y Suzanne Stokes-Munton
Mejores efectos especiales: Chris Reynolds y Félix Bergés

 

Amenábar ha tocado un género tan distante al de sus anteriores films, y sale victorioso. Junto a Mateo Gil y Fernando Bovaira, iniciaron el guión  de Ágora en el 2005, obteniendo el premio al mejor guión original.

Esta película se desarrolla en Alejandría, Egipto, en 391 d. C. Cuenta la historia de Hipatia de Alejandría, matemática y filósofa griega que se destacó por llegar a ser cabeza de la Escuela Neoplatónica de Alejandría, es interpretada por Rachel Weisz (La Momia, 1999).

Esta película contó con algunos de los asesores y catedráticos mas reconocidos de España en Historia y Astronomía y la colaboración de un destacado productor televisivo inglés:

  • Antonio Mampaso Recio, madrileño, doctor en ciencias físicas, astrofísico e investigador del instituto de Canarias.
  • Javier Ordóñez Rodríguez, nacido en Pamplona, es catedrático de Historia de ciencias en la Universidad Autónoma de Madrid; licenciado en Ciencias Físicas y doctor en Filosofía.
  • Carlos García Gual, de Palma de Mallorca, catedrático de filología griega en la Universidad Complutense de Madrid y especialista en la antigüedad clásica.
  • Elisa M. Garrido González, profesora de Historia Antigua de la Universidad Autónoma de Madrid y especialista en historia de la mujer en la Antigüedad clásica.
  • Justin Pollard, nacido en Hertfordshire, Reino Unido, es un historiador, productor de televisión, escritor y guionista. Coautor, con Howard Reid del libro The Rise and Fall of Alexandria: Birthplace of the Modern World.

Su presupuesto fue de 50 millones de euros, financiados por la Telecinco Cinema, la productora Himenòptero, de Alejandro Amenàbar y Mod Producciones de Fernando Bovaira. Recibió ayuda del Instituto de Cinematografía y las Artes Audiovisuales (ICAA) del Ministerio de Cultura de España.

El Ágora era el nombre de la plaza pública, lugar de encuentro cultural, comercial y político en las “Polis” griegas, en ese entonces, Alejandría aún no adoptaba por completo la cultura egipcia. En los alrededores del Ágora estaban los edificios principales, La Via Canópica cruzaba por esta afamada plaza, era con frecuencia el lugar de reuniones de la oligarquía urbana hasta la intervención de los cristianos.

El rodaje inicio en la isla de  Malta el 15 de marzo del 2008, los principales escenarios de esta producción se encuentran el Fuerte Ricasoli y otras localidades como La Valeta y Marsaxlokk (en estos lugares se rodó la pelicula Gladiator).  Amenábar decía que “el reto era crear un enfoque histórico verosímil tanto para la fabulosa ciudad de Alejandría, como para el personaje principal, Hipatia. “Me siento inmensamente privilegiado y agradecido por contar  con Rachel Weisz en este viaje, su inmenso talento, inteligencia y humanidad se hacen sentir entre nosotros”, resaltó el cineasta sudamericano.

Contexto histórico 

Perderse entre los libros de Historia y Astronomía es acabar atrapados en el Egipto de hace 1600 años” dice Amenábar al presentar el filme.

El escritor griego Plutarco, en su biografía de Alejandro Magno cuenta el sueño que este tubo con la ciudad, “se le apareció un anciano de cabellos muy blancos y que le recitaba insistentemente cierto pasaje de la Odisea: hay a continuación una isla en el mar turbulento, delante de Egipto, que llaman Faros.”

Un período bajo el Imperio Romano, una ciudad que justo parecía sacada de un sueño, contaba con el Museo de Alejandría, la biblioteca más grande vista por ojo humano (hasta entonces), y con la Columna de Pompeyo, el Cesareum, la Vía Canópica (vía que permitía la comunicación desde el Ágora con el puerto -en la antigua ciudad de Canopus-), y como no mencionar el gran Faro de Alejandría, una de las siete maravillas del mundo.

El empeño era devolverle la vida con un enfoque hiperrealista, conseguir que los espectadores vean, sientan y huelan esta civilización“, destaca Alejandro Amenábar.

La época en la que se desarrolla el film es prácticamente olvidada por el mundo del cine. Esta etapa es legendaria, única.

Un mundo con fecha de caducidad, donde las religiones aplastaban a su paso los idealismos greco-egipcios que existían. Hipatia, una figura considerada pagana en esencia por los patriarcas de Alejandría,  por su inclinación puramente científica, enorme pecado para la época por su sexo y posición. Esta filósofa neoplatónica, matemática, astróloga era el símbolo de la sabiduría.

Hija y discípula del astrónomo Teón, el último director de la segunda Biblioteca de Alejandría. Hipatia es la primera mujer matemática de la que se tiene conocimiento razonablemente seguro y detallado. En los años que impartió cátedras en el Cesareum, era escuchada por la oligarquía urbana; su sabiduría y su carácter singular de mujer entregada al pensamiento, y la enseñanza crearon lazos de amistad fuertes y duraderos, pero también poderosos enemigos.

Su muerte tuvo mucho que ver con la lucha entre el poder imperial y el poder episcopal, judíos y cristianos, a esto se suma la envidia del patriarca Cirilo y sus acusaciones de brujería y hechicería.

Una persecución por no adoptar la religión que Cirilo profesaba, Católica, Ortodoxa, Copta y Luterana. El desenlace que experimenta Hipatia, es uno de los más sangrientos y repugnantes crímenes cometidos por la iglesia de la época.

Controversia

El observatorio Antidifamación Religioso indicó que esta película promueve el odio a los cristianos y llama falsa a la iglesia católica, es por esto que al estrenarse tuvo problemas con la distribución en Estados Unidos e Italia. En Egipto está aun censurada por considerarse un insulto a la religión.
Amenábar se encarga de que todo quede perfecto el guión, la puesta en escena, la fotografía la dirección, pero se olvida del peso que tiene la historia de Hipatia, y el sentimiento e intensidad que está refleja.
Un error contundente es la exposición religiosa de Hipatia, la encasillan en atea, cuando en realidad era profesa teísta. Ella enseño libremente en la escuela del Obispo Cirilo de Alejandría y tuvo un papel decisivo en el Concilio de Éfeso, donde ensalzó a María como Madre de Dios;  nada tiene que ver con el personaje oscuro, intrigante y misógino que nos muestra en su film.

Había una mujer en Alejandría que se llamaba Hipatia, hija del filósofo Teón, que logró tales conocimientos en literatura y ciencia, que sobrepasó en mucho a todos los filósofos de su propio tiempo. Habiendo sucedido a la escuela de Platón y Plotino, explicaba los principios de la filosofía a sus oyentes, muchos de los cuales venían de lejos para recibir su instrucción“.— Sócrates Escolástico.

AUTOR:

Like
1

About the Author

Zorisleidy Matos
Relaciones Públicas, Community Manager, Edición, Producción y Manager. Control Master.